Crea tu Web: Indice de diseño

Indice Visión general Previos Estructura Diseño Herramientas Recursos


¿De qué va mi sitio?
Esto es algo muy evidente y de sentido común: debes tener muy claro lo que vas a publicar y cual es la finalidad de tu sitio: ¿es una web de negocios? ¿o tu web es por afición?. Quizás este detalle te parezca algo tonto, pero si alguien que busca un cierto archivo mp3 llega a una página donde se hable de gatos, música y trucos del PC ¿qué pensará? Esta es una página personal de uno que cuenta su vida. Y se irá a algún sitio con un aire más profesional, o al menos más de acuerdo con loq ue busca, que le ofrezca más confianza. Así que es preferibe que crees tres sitios: uno para los gatos, otro para la música y otro para los trucos de PC. Sea cual sea la finalidad de tu web se supone que quieres hacer un buen sitio, interesante y atractivo para quien lo visite.

Esto se llama cuidar la experiencia de usuario, queremos que los visitantes que vienen a nuestro sitio se sientan cómodos y encuentren lo que busca, da igual si está buscando comprar una televisió o si está buscando consejos sobre sus plantas de jardín. El usuario debe encontrar lo que busca yesta información debe ser buena.

Hola me llamo Pepe y me gusta el cine, el futbol y las fiestas. Además tengo pecas.

Ahondando en lo mismo asegúrate de que tienes algo interesante que publicar, por que sólo a ti te interesa que tu perro se llame Toby y sepa ladrar en Do mayor. En internet hay muchísimas páginas dedicadas cualquier tema que puedas imaginar. Tanto si vas a publicar algo divulgativo como si es un sitio comercial: tienes que ser original y decir cosas nuevas o de una forma diferente. Las páginas puramente personales están bien para un grupo de amigos, y realmente están ya superadas por las redes sociales. No tienen mucho futuro.

Tu puedes querer crear un sitio de aspecto profesional o divulgativo. Puede ser divertido, informal, serio, alegre... pero ante todo debe ser atractivo. Si quieres publicar algo como mínimo es porque quieres que la gente lo lea ¿No?

En resumen debes tener claro por que quieres crear ese sitio y por tanto de que va a tratar.

Asegúrate de tener suficiente (y buen) material para llenar tu web
Las típicas páginas con el icono de Página en construcción frustran a quien va buscando algo en nuestro sitio y por tanto sólo consiguen ahuyentar a las visitas.

Realmente una web nunca está completa y habitualmente siempre le irás añadiendo cosas, y eliminando otras ya obsoletas, pero para empezar debes tener contenido suficiente. ¿Cuánto es un contenido suficiente? No hay reglas, pero ponte en el lugar del visitante. Piensa que a nadie le gusta llegar a un sitio que promete tener por ejemplo mil biografías de actores y sólo encuentra la fotografía de Brad Pitt o un magnífico cartel de sitio en construcción.

Si vas a publicar un sitio de recetas de cocina, una buena idea sería tener unas páginas dedicadas a técnicas generales de la cocina y recetas suficientes para preparar los menús de un mes. Luego cada semana puedes añadir nuevos platos y nuevas secciones. Pero debes comenzar con un digamos esqueleto atractivo y completito, sobre el cual levantarás el resto de tu web. Si estas preparando una web para una librería en la red, publica un catálogo inicial que incluya los títulos más vendidos y algún sistema para que los visitante puedan pedir los que no aparezcan en ese catálogo. La interactividad es hoy día algo básico.

En resumen: contenido suficiente, de calidad, que sea útil, que sea original. Quizás hayas oído eso de que el contenido es el rey . Pues lo es y no solo porque lo diga el señor Google.

También es conveniente que preveas a quien va dirigida tu web.

Volviendo al ejemplo de una web de cocina y a la experiencia de usuario, piensa que el ordenador no está en la cocina luego tu sitio deberá tener un sistema para que el visitante pueda imprimir fácilmente las recetas. Si tu web trata sobre un tema atractivo para jóvenes piensa que es un público dinámico, que no vaa pararse mucho en explicaciones,y por supuesto tu sitio debe enlazar a redes sociales. Y si va dirigida a niños olvídate de largos textos y barras de navegación complicadas: todo muy colorista, con animaciones y botones de navegación muy, muy intuitivos.

En los casos de webs comerciales el destinatario de la web es el destinatario del producto, ¿una peroguyada?, pues no: el cliente del producto que vendes tendrá un perfil que debes conocer, usa esos datos cuando construyas la web, y no sólo en el artículo que vendas. Por ejemplo: vendes artículos relacionados con la informática destinado a un pesonal técnico, acostumbrado a leer tablas de datos y características de productos. Tu web deberá tener un aspecto sobrio, práctico, colores claros, con pocos elementos que distraigan al visitante y con tablas de datos y características bien visibles y accesibles, tablas comparativas no estarán de más, y por supuesto listas de precios. Si vendes literatura de misterio casi seguro que estás pensando en una estética muy diferente: colores oscuros, figuras y adornos relativos a vampiros y otros símbolos propios de ese mundillo. Quien va a comprar estos artículos seguro que le gusta recibir algún susto desde la pantalla de su ordenador y moverse entre tinieblas.

En resumen no olvides que debes considerar el contexto y las características del visitante, el es quien va dar vida a tu sitio, sea un blog o una web divulgativa o un sitio comercial o uno de entretenimiento.

Estructura de los sitios web
Las imágenes en tu página
Diseño Web | Plantillas Web | Guia de Estilo | Lenguaje HTML

Comunidad Virtual. Alojamiento web gratis